Plan Para Quitar El Pañal

Plan para quitar el pañal 

Una de las causas frecuentes del llanto en el bebé es la incomodidad que sienten cuando aún no se les limpia, razon por la cual siempre debemos estar atentas a sus necesidades. Hay que cambiarle siempre que estén sucios para evitar irritaciones nunca permita que  permanezca mucho tiempo con el pañal sucio encima. Esta es la mejor medida preventiva.

Cambiar pañales es la actividad que más practicaremos hasta hacernos expertos en nuestra maravillosa experiencia de ser padres,  por lo menos, en el primer año hasta que nuestros hijos conozcan y adquieran la capacidad de expresar sus necesidades con sus propias palabras.

pañal6

No hay que tener miedo, ellos mismos nos enseñarán a ser los mejores padres. Nuestra naturaleza es muy perfecta así que confiemos en ella. Es normal que al comienzo nos parezca esta actividad un poco complicada  pero al cambiar al chiquitín unas más de 8 veces al día, la práctica llegara por sí sola y con muchísima rapidez.

Además de ello tenemos una variedad de pañales para escoger entre los tipos están: los desechables y los de tela. La confección de los pañales desechables  es con diseños muy anatómicos que se adaptan a cada momento y necesidad, por ej, para gatear, cuando comienzan a caminar, para el día, para la noche, etc. Utilizar pañales de paño o tela, bien sea, porque resultan más económicos o a causa de una pañalitis, implica sólo lavarlos y ya están listos para volverse a poner. Aunque puedan parecer más incómodos, con estos pañales de tela evitaremos que la delicadísima piel de nuestro bebé se altere.

pañal4

Los pañales de tela son recomendados por el pediatra en los primeros días durante el primer mes y cuando el niño tenga la piel irritada. Estos pañales se les lavar con jabón neutro, nunca con lejía o detergente, porque alteraría la epidermis.

Como podremos notar, ambas opciones tienen sus ventajas…pero como el tema que nos inquieta son los pañales de tela, aprendamos pues como prepararnos a utilizarlos “sin morir en el intento”.

Unos reales momentos de carrera…

Nuestros pequeños no tienen horario ni lugar para ensuciarse y por lo tanto debemos estar preparados en todo momento y en todo lugar. No te pueden agarrar desprevenido, ni en la casa, ni en la calle. Así que espero que aquí puedas encontrar los tips necesarios para que puedas elaborar tu propio plan de emergencias.

Lo primero es tener tu pañalera equipada y siempre a mano, hasta cuando estés en casa. ¿Qué significa equipada? Pues, tu pañalera debe tener más que pañales. Debe tener: unas toallitas húmedas, una ropa limpia por si la emergencia se excede mas de lo normal, 2 o 3 bolsas plásticas y una manta donde acostarlo; esto es sin hablar de biberones y teteros que no es nuestro tema por los momentos.

pañalera 2

Si el pañal es desechable no tenemos problemas con el desecho, no ? Pero…

Si mi bebe tiene pañales de tela, y estoy en la calle?

No temas, que en tu pañalera tienes bolsas donde guardarás esa ropita sucia, que si tiene algo mas que orine, desecharás en un baño cercano lo que haya que desechar y guardamos la ropa sucia. Lo importante es asear bien a nuestro bebé y al llegar a casa lavar bien su ropita de forma adecuada.

Debemos saber que si hemos decidido usar pañales de tela necesitamos al menos 24 aproximadamente para llevar un ritmo de limpieza con los mismos. Es importante que tengamos claro que estas situaciones serán constantes y debemos echar fuera los nervios y sentirnos seguros que lo haremos bien. 

pañal3

La manta que escojamos para cambiar a nuestro pequeñín debe ser preferiblemente acolchada para que no sienta frío y las veces que debamos cambiar al bebé podamos tumbarlo en cualquier lugar y el esté bien

Un pañal de tela se coloca así:

1.- Después de levantar las piernas del bebé, sujetándola por los tobillos, se desliza el pañal por debajo, Se sube la parte central del pico y se sostiene firmemente.

2.- Hay que plegar uno de sus extremos en su cintura y tensar bien el pañal, para que no quede excesivamente holgado y se caiga, Se hace lo mismo con la otra esquina.

3.- Se prenden todas las capas con un imperdible de seguridad, metiendo las manos entre el pañal y el abdomen del pequeño, Se puede poner un alfiler de plástico.

bebe4

Un momento para jugar

Cambiar el pañal del bebe no es la tarea más gratificante que aporta la maternidad, pero podemos aprovechar esos ratos para hablar y jugar con el bebé, así será más fácil. No solo no se la  pasaran muy bien los dos, sino que además el pequeño estará entretenido, no se moverá tanto y será menos complicado ponerle el pañal. Hay canciones y letras para jugar con los dedos de las manos y los pies y de esta forma hacerle reir.

Recomendaciones

Debemos tener en cuenta dos recomendaciones:

  • Nunca darle la espalda, podría deslizarse y caerse. Suena exagerado, pero esto ocurre en fracciones de segundo. Siempre debemos estar pendiente de él.
  • Hay que tener a la mano todo lo imprescindible

cam

Evita esa dermatitis por el pañal.

Debido a que la piel del bebé es muy suave, se puede irritar con facilidad, sobretodo en los pliegues y las nalgas, y el orine y las heces actúan como irritantes. Cuando el bebé está en el proceso de dentición o algún problemas estomacal, es fácil que aparezcan escoceduras, ya que el orine tiene mas amoniaco y las heces suelen ser más ácidas. 

Artículos Relacionados:



Leave a Reply

Quien más Quiere Trucos para Tener un Embarazo Saludable

Estar sana durante el embarazo es muy esencial no solamente para tu bienestar mental y físico, sino también para el...

Cerrar